Síndrome del impostor: “cuanto más triunfas, más miedo tienes de ser un fraude”

 Por Lamarca

 

Desde Lamarca contactamos a Elizabeth Cadoche y Anne de Montarlot, autoras del libro El Síndrome de la Impostora, para que nos expliquen cómo afecta este fenómeno psicológico a la población, principalmente a las mujeres.

 

¿Por qué las mujeres siguen sin creer en ellas mismas? La pregunta se la hicieron la periodista Elizabeth Cadoche y la psicoterapeuta Anne de Montarlot, autoras en conjunto del libro El Síndrome de la Impostora. Se refiere a un fenómeno psicológico que afecta a 70% de las personas al menos una vez en la vida, cuando dejan de creer en sus propias capacidades y se sabotean sus propios éxitos. 

La propia Cadoche confiesa que sufrió el síndrome del impostor. Fue gracias a Montarlot -a quien conoció hace 25 años en un set de televisión- que se atrevió a contar su experiencia en el libro que escribieron juntas. Ahondan en las causas psicológicas de este padecimiento, del que no han escapado la exprimera dama de Estados Unidos, Michelle Obama ni la líder alemana Angela Merkel. 

 

¿Qué es el síndrome del impostor? 

Es un déficit particular de autoconfianza en el que uno no internaliza ninguno de sus logros y siente que no merece su reconocimiento. Sueles creer que el éxito de tu trabajo se debe a causas externas, ajenas a tus propias competencias y capacidades. Te cuesta reconocerlos. Te dices a ti mismo que es por suerte, o porque eres una buena persona o que tu equipo es increíble. La paradoja es que cuanto más triunfas, más miedo tienes de que te descubran como un fraude. Estás viviendo con el temor de ser descubierto por su falta de competencia “percibida” (a pesar de la evidencia externa) y sientes que estás engañando a todos y que un día ¡lo descubrirán! 

¿Es algo nuevo? ¿Ha existido siempre? ¿Por qué escuchamos más sobre este tema en la actualidad?

El término fue acuñado en 1978 por dos psicólogas Pauline R. Clance y Suzanne Imes. pero desde el movimiento #metoo, las mujeres empiezan a ser escuchadas un poco más y cuestionan el peso del patriarcado. En medio de eso, vale la pena hablar y analizar el tema de la impostura desde una perspectiva de género para que las mujeres puedan precisar por qué en algún momento se sienten muy ansiosas o indignas de su lugar en la sociedad.

¿Quién tiene este síndrome? ¿Cómo se nota? Todo el mundo puede tenerlo, pero es más frecuente en las mujeres, ¿por qué?

Cualquiera puede tener el síndrome, afecta al 70% de la población al menos una vez en la vida, pero las mujeres son más susceptibles por estos 3 orígenes: histórico, con el peso de la dominación masculina; social, con los mandatos de ser perfecto; y, por supuesto, familiar y educativo (duras críticas, muy altas expectativas, indiferencia, frialdad, ser etiquetado como "el listo" o el creativo. Todo lo que trae un apego inseguro), donde construyes tu autoestima y absorbes un cierto nivel de condicionamiento. Si tienes un pobre sentido de la autoestima, puede conducir al síndrome del impostor más adelante.

¿Por qué aparece? ¿Cómo surge este problema en las personas?

Por lo general, aparece durante las transiciones de la vida; empezar la universidad, conseguir un nuevo ascenso, salir con un hombre al que percibes que es mejor que tú…

¿Cómo puede sabotear el síndrome del impostor? 

Cuando tienes el síndrome, tiende a desarrollar estrategias compensatorias para evitar sentir ansiedad y vergüenza. Una es convertirse en un perfeccionista y trabajar en exceso, micro administrar, entre otros. Corres el riesgo de agotarte y optar por la postergación, ya que no vales nada y careces de las habilidades, así que ¿por qué molestarse, ya que fallará de todos modos? En ese sentido, uno se auto sabotea a sí mismo.

¿Cómo puede alguien que sospecha que padece el síndrome del impostor trabajar en él y superarlo?

Trabajan demasiado o posponen las cosas. Para superarlo, asegúrese de estar ahí por ti mismo y comprender tu condicionamiento, tus creencias limitadas sobre tí mismo. Toma conciencia de tu voz autocrítica y, para bajarla, empieza a escribir una lista de tus logros y qué habilidades y competencias tenías que utilizar. Concéntrate en tus propias metas, no en las de los demás o en los juicios de otros tratando de adaptarte a las expectativas de las personas. Acepta que fallar es parte del aprendizaje. También es útil rodearse de mentores y tener en mente modelos sólidos a seguir. Es importante tener amigos que crean en ti, te motivará a salir de tus zonas de confort en ocasiones.

¿Qué revela el síndrome del impostor sobre otros problemas que pueden estar afectando a quien lo padece?

Falta de autoestima, prejuicios sociales o una familia donde el amor condicional y el control estaban muy presentes. El mensaje de la sociedad en torno al rendimiento y la perfección.

¿Cómo es el síndrome del impostor en las mujeres? ¿Es más común en el sexo femenino?

Es así por los mandatos históricos y sociales, así como por la familia. Por ejemplo, un estudio publicado en 2018 por la Universidad de Cornell revela que los hombres "sobreestiman sus habilidades y rendimiento", mientras que las mujeres los "subestiman". Además, cuando las mujeres fallan en algo (que es normal), tendrán una atribución interna (¿cómo pude haberlo evitado? Algo anda mal en mí) y cuando algo sale bien, es externa (he tenido suerte, etc.). En general, todavía hay una falta de representación de las mujeres en los círculos de poder, lo que hace que las mujeres se sientan bastante aisladas. Las mujeres están más atrapadas que los hombres en los mandatos sociales. Todos los mensajes de la sociedad en torno al cuerpo de la mujer pueden crear mucha presión y una mala imagen corporal, por lo tanto, una mala imagen de sí misma. No ayuda a su autoconfianza ni a su sentido de agencia.

¿Por qué es tan importante hablar de ello y ayudar a otros a entender que es un problema que muchos sufren?

¡Porque es importante que las mujeres no se sientan culpables! Existen en una sociedad con muchos estereotipos sexistas que no contribuyen a que se sientan seguras. Además, cuando hablas de ello, la sensación se normaliza al darte cuenta de que muchas otras mujeres sí la padecen, no estás sola y eso ayuda.

 

Etiquetas
psicología, síndrome del impostor

Calle Fernando VI, 10, Madrid

Mon to Sat: 10h - 21:30h

hi@lamarcamad.com

Join our Mailing List

USEFUL INFORMATION

FOLLOW US

Instagram Facebook Twitter Youtube

Mother & Sister Companies

Lamarca Madrid LAB Lamarca Roots Lamarca Tracy Anderson
© 2019 LAMARCA LAB S.L.U. all rights reserved

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web. La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso. En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web. Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.