Aprende a escoger los alimentos que menos contaminan

Por Anabel Grisaleña 

 

Las pequeñas decisiones que tomamos a diario pueden llegar a tener un gran impacto sobre el planeta. Esto va desde reproducir una serie de Netflix hasta comernos un filete de carne. Por lo que cuidar nuestra alimentación puede ser un buen comienzo para reducir nuestra huella de carbono. 

El 26% de las emisiones de gases de efecto invernadero provienen de la industria alimentaria, según datos ofrecidos por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). Más de la mitad de este porcentaje proviene únicamente de la ganadería: concretamente un 14,5% de las emisiones.

La carne es, sin duda, uno de los productos que más dañan el medioambiente. Un informe del Consejo de Defensa de los Recursos Naturales señala particularmente a la carne de res. Le sigue el cordero, debido a su elevada cifra de CO2 por cada kilogramo de carne consumida.

Si englobamos los tipos de alimentos por grupos, se podría concluir que los alimentos procedentes de animales son más contaminantes que aquellos de origen vegetal. De ahí que surjan cada vez más personas dispuestas a adoptar dietas vegetarianas o veganas.

Sin embargo, hay muchas personas que no quieren dejar de consumir alimentos procedentes de animales por completo, por lo que pueden optar por otras alternativas. Entre ellas: pequeñas cantidades de carne roja o de ave de corral, pescado, leche o huevos. Solo con esto, ya estaríamos ahorrando un equivalente a 5,13 gigatoneladas de dióxido de carbono al año, asegura un informe llevado a cabo por Carbón Brief.

Esto no quiere decir que el pollo de corral no dañe el medioambiente, sí lo hace. No obstante, las emisiones de gases de efecto invernadero de la carne vacuna son hasta 7,2 veces mayores por kilogramo que las del pollo, según investigaciones llevadas a cabo por la Universidad de Michigan.

A esto se le debería complementar una dieta de temporada, basada en frutas y verduras que apueste por los alimentos locales. Entre menos distancia tenga que recorrer la comida para llegar al consumidor, menos daño le hacemos al planeta. Un 6% de las emisiones que genera cada alimento se deben únicamente al transporte, confirma un informe realizado por Our World In Data.

Según un reportaje publicado por La Vanguardia, los tres alimentos que menos contribuyen al cambio climático y que generan una huella de carbono muy baja son los siguientes:

 

1. Manzanas: No solo se debe a que los árboles frutales son una rica fuente de CO2 que contribuye al bienestar general del planeta, sino que las manzanas en concreto se consideran uno de los alimentos que menos emisiones generan. Más allá de las manzanas, todas las frutas y verduras son favorables para el medio ambiente, siempre y cuando estas sean de temporada y de origen local o próximo.

2. Legumbres: Destacan especialmente los frijoles secos, lentejas y guisantes, ya que son los tipos de legumbres que más se consumen.

3. Bivalvos (mejillones y ostras): Esto se debe a su capacidad para filtrar el agua, mejorar el hábitat de otros seres y eliminar las emisiones de carbono del medio ambiente. Estos alimentos se consideran un aliado clave para que el calentamiento global del planeta se mantenga por debajo de 2ºC, tal y como indica Cepesca a través de un estudio realizado por el Instituto de los Recursos Mundiales.

 

Etiquetas
alimentación, gases, efecto invernadero, medioambiente

Calle Fernando VI, 10, Madrid

Mon to Sat: 10h - 21:30h

hi@lamarcamad.com

Join our Mailing List

USEFUL INFORMATION

FOLLOW US

Instagram Facebook Twitter Youtube

Mother & Sister Companies

Lamarca Madrid LAB Lamarca Roots Lamarca Tracy Anderson
© 2019 LAMARCA LAB S.L.U. all rights reserved

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web. La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso. En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web. Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.