Mi verano wellness: cómo mantenerse activo estas vacaciones

Por Mischka Capriles

 

Soy de esas personas que no sabe diferenciar lunes de domingo, pleno abril de agosto cuando se trata de hacer deporte. Me gusta hacer ejercicio y punto. Amo cómo me hace sentir, la euforia y el empoderamiento que siento cuando termino de entrenar, la energía que me aporta, cómo me conecta con mi cuerpo. Pero también me gusta hacer deporte todos los días, sin discriminar época del año, porque cuando decido darme un día de descanso, así coincida con un lunes, siento que realmente me lo merezco, que mi cuerpo necesita ese descanso y no se lo estoy dando simplemente porque “es domingo y los domingos se descansa”, cuando podría estar moviéndome. 

Pienso lo mismo con las vacaciones. Hace unas semanas estuve leyendo una newsletter de Zentro Urban Yoga donde comparaba dejar de hacer tu práctica porque es verano con dejar de cepillarse los dientes porque estás de vacaciones. Me reí, me dio un poquito de asco pensarlo, y estuve de acuerdo.. Es igual con cualquiera que sea tu práctica deportiva. Y todo lo contrario, en verano tenemos aún más tiempo para practicar deporte, hacer cosas que nos hagan sentir bien, probar ejercicios a los cuales quizás antes no hubiésemos tenido acceso. Pero, también nos salimos de nuestra rutina y nos cuesta un poco más encajar esa hora de movimiento entre los planes, los trasnochos y estar lejos de nuestro espacio (físico y mental) donde tenemos el tema del deporte bien controlado. 

 

A continuación les comparto un par de consejos que me han servido a mi para mantener una rutina de deporte, o mejor dicho, movimiento a pesar del verano:

 

  1. No lo conviertas en una “tarea”: lo peor que puedes hacer es ver el deporte como una obligación. No dejes de hacer alguna actividad de verano (ir a la playa, bañarte en la piscina con amigos, conocer un pueblo, tomarte unos tragos en el atardecer) porque tienes que quemar calorías. De lo contrario, escucha tu cuerpo, cuando se quiere mover y hazlo porque te hará sentir bien. 

  2. Haz un deporte que se adapte a tu vacación y donde estés: hacer deporte no es sinónimo de encerrarte en un gimnasio. Entiende el sitio donde estás y lo que allí se puede hacer, los mejores planes suelen ser activos. Averigua si hay un deporte local y aprende a hacerlo. Busca si hay algún hike cerca, conoce el sitio corriendo, caminando o en bicicleta, nada en el mar, has paddle o surf, has yoga en la playa.

  3. Convierte el deporte en tu plan del día: entendiendo el punto 2, quizás el plan del día puede ser la actividad deportiva que se puede hacer en ese lugar. Ejemplo: aprender a surfear, correr 10k por la playa, hacer un picnic en la montaña luego de un hike, hacer un recorrido en paddle.

  4. Sé realista y organízate: si sabes que por la tarde tienes una comida de verano o vas a comenzar a beber, sal de hacer deporte por la mañana. Todos sabemos que después del segundo vino se te olvida que querías salir a correr en el atardecer. 

  5. Ten opciones express para cuando no tienes mucho tiempo: algo es mejor que nada: para los días que sales muy temprano a la playa y no habrá tiempo de mucho, ten opciones de ejercicios de 15-20 minutos a la mano que puedas practicar antes de salir. Siempre podrás sacar 15 minutos, aunque a veces pensemos que no. Ya sea saltar cuerda, hacer un flow de power yoga, o cualquier ejercicio exprés con tu propio peso, tu día será totalmente diferente si te permites movimiento. 

  6. Camina, camina, camina: este es el tipo de movimiento o ejercicio más fácil que todos tenemos a la mano. Camina por la playa, camina de casa a donde sea que vas, camina por el pueblo.. Conoce tu destino a pie. 

  7. Deshazte de la mentalidad de todo o nada: Olvídate de que hay que hacer deporte todos los días religiosamente, o de porqué estás de vacaciones, has comido mal y no has hecho ejercicio en un par de días ya hay que rendirse y esperar a que se acabe la vacación para “enseriarse''. Cuidarte así sea un poquito cada día es suficiente. Muévete como puedas y quieras, mucho o poco, cuando puedas. Unos días serán mejores que otros. Para esto saca también esos entrenamientos express de los que ya hablé.

  8. Sé amable contigo mismo: esto te va a permitir deshacerte de esa mentalidad de todo o nada que mencionamos en el punto 7. Si no has sido la más disciplinada, de eso se trata la vida (no solo las vacaciones). Si hoy no pudiste tomar las mejores decisiones, mañana podrás. No pasa nada. No te tortures de que hoy no hiciste deporte, aprovecha el día de descanso para recargar para mañana. 

 

Como verán, no se trata de estresarse por hacer ejercicio, si no de conseguir maneras y espacios para tener un verano activo y que puedas disfrutar de hacer deporte. El que sea. 

Etiquetas

Calle Fernando VI, 10, Madrid

Mon to Sat: 10h - 21:30h

hi@lamarcamad.com

Join our Mailing List

USEFUL INFORMATION

FOLLOW US

Instagram Facebook Twitter Youtube

Mother & Sister Companies

Lamarca Madrid LAB Lamarca Roots Lamarca Tracy Anderson
© 2019 LAMARCA LAB S.L.U. all rights reserved

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web. La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso. En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web. Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.