Inhala, exhala. Tu respiración puede ayudarte a sobrellevar lo que queda de invierno

Wim Hof es un atleta holandés que recibe el apodo de “el hombre del hielo” debido a su capacidad para soportar la exposición al frío. Entre sus aventuras se encuentran: correr media maratón por encima del círculo Polar Ártico con pies descalzos, escalar el monte Kilimanjaro en pantalones cortos e incluso meterse en un contenedor repleto de cubos de hielo durante 112 minutos. Todo esto le ha llevado a conseguir 18 Guinness World Records. 

Su constante entrenamiento le ha permitido desarrollar la capacidad de controlar su respiración, frecuencia cardíaca y circulación sanguínea; logrando soportar extremas temperaturas. 

Ha decidido compartir todos estos conocimientos que ha ido adquiriendo con el resto del mundo ya que, cree firmemente que todos pueden aprender a practicar esta técnica. El método recibe su nombre -Wim Hof- y es una combinación de tres grandes pilares: la terapia de frío, la respiración y el compromiso.

Estas terapias sirven para las personas que tienen ansiedad, traumas, miedos, depresión y quieren superarse o ganar control de sus cuerpos. Wim Hof sufrió la muerte de su mujer en 1995 y quedó a cargo de sus cuatro hijos. Su mujer sufría todos los trastornos mencionados anteriormente y por esto, el atleta empezó “la búsqueda del alma” y admite que “fue el agua fría la que me curó”.

La terapia de frío se trata de exponer el cuerpo o parte de él a bajas temperaturas. Las temperaturas suelen variar de entre 1ºC y -196ºC. Este tipo de terapias se suelen realizar permaneciendo en un espacio cerrado y sellado durante un corto periodo de tiempo, mientras aire frío circula alrededor de todo el cuerpo. Wim Hof habla de la posibilidad de realizarlo desde casa con una ducha de agua fría. 

Algunos de los beneficios que se obtienen tras la realización de la terapia de frío son: 

 

El segundo pilar del método es el de respiración. Se recomienda practicar esta terapia por la mañana o antes de alguna comida cuando el estómago aún está vacío. Consta de 4 pasos distintos:

1.    Ponte cómodo: Se debe adoptar una postura de meditación: sentado o acostado. Luego, hay que expandir los pulmones libremente 

2.  30-40 respiraciones profundas: Se deben cerrar los ojos, aclarar la mente, ser consciente de la respiración e intentar conectar con ella. Luego, hay que inhalar profundamente por la nariz o boca y exhalar por la boca sin forzar. Hay que inhalar desde el vientre, luego desde el pecho y sentirlo en la cabeza. Esto se debe repetir entre 30 y 40 veces. Es normal sentir mareos y hormigueos en las manos y en los pies; estos efectos secundarios se consideran inofensivos. 

3.   Aguanta la respiración: Después de la última exhalación se debe inhalar profundamente. Luego, dejar salir todo el aire y dejar de respirar. Hay que volver a respirar cuando sintamos la necesidad, pero hasta entonces, se debe sostener. 

4.    Respiración de recuperación: Cuando se respira de nuevo, hay que hacerlo profundamente, sintiendo cómo se expande el vientre y el pecho. Cuando los pulmones estén en su plena capacidad se debe contener la respiración 15 segundos, luego soltarla. Esto se puede repetir entre 3 y 4 veces. 

Alguno de los beneficios que Wim asegura que tiene la práctica de este tipo de respiración son:

 “Las técnicas de respiración correctas nos permiten adentrarnos en lo más profundo de nuestro ser y nos da un mayor control de nuestro estado de ánimo y de nuestro rendimiento” asegura Wim Hof. Un documental elaborado por The Goop Lab muestra cómo las personas son capaces de hacer más flexiones después de haber realizado la terapia de respiración, aún incluso estando en ayunas. 

Por último, el compromiso se trata de tener fuerza de voluntad y autocontrol para realizar el método. Tanto la respiración como la terapia de frío ayudan a entrenar el cerebro, lo cual ayuda a fomentar estas dos habilidades. 

Wim ha sometido su método a varios experimentos, trabajando con instituciones de investigación para analizar su eficacia. En 2014, se realizó un estudio en el que se le inyectaba endotoxina a algunos practicantes de método. Los resultados demostraron que los practicantes podían controlar su sistema nervioso simpático y su sistema inmunitario. Esto significa que la realización del método puede ayudar a combatir los síntomas de enfermedades autoinmunes. 

 

Etiquetas
wim hof method, respiración, frío

Calle Fernando VI, 10, Madrid

Mon to Sat: 10h - 21:30h

hi@lamarcamad.com

Join our Mailing List

USEFUL INFORMATION

FOLLOW US

Instagram Facebook Twitter Youtube

Mother & Sister Companies

Lamarca Madrid LAB Lamarca Roots Lamarca Tracy Anderson
© 2019 LAMARCA LAB S.L.U. all rights reserved

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web. La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso. En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web. Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.